AVISO LEGAL

AVISO LEGAL

1. “Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de Todos” NO es una entidad de salud; NO hacemos diagnósticos de las condiciones médicas ni prescribimos o administramos medicamentos.

2. La información sobre nutrición presentada en esta página Web, está basada en la investigación y la consulta de sitios web especializados, de los cuales describimos la fuente en cada una de las publicaciones, y la ofrecemos sólo con fines educativos e informativos.

3. Es importante siempre consultar al Médico para evitar posibles riesgos cuando se realizan cambios en la dieta y estilo de vida y, por lo tanto, ya que cada persona elige hacer este tipo de cambios, este sitio Web de “Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de Todos” no se hace responsable de los efectos adversos o las consecuencias que puedan derivarse de su decisión personal.

viernes, 2 de diciembre de 2016

¡¡CUIDA TUS RIÑONES!!


 La principal función de los riñones es la de eliminar las toxinas del organismo contenidas en la sangre. Son también los encargados de expulsar mediante la orina las sustancias que pueden desecharse y que no son aprovechadas por el organismo.

Los riñones cumplen una importante función, pero pueden sufrir múltiples dolencias, tanto de índole inmunológico como infeccioso, cáncer o cálculos renales. Por ello, es importante tener un control de lo que se come. En todos estos casos, se recomienda seguir una dieta sana y restringir el consumo de algunos alimentos que por sus características pueden perjudicar a estos órganos.

Los enfermos renales deben evitar al máximo aquellos alimentos que por sus cualidades exigen mayor esfuerzo a los riñones.

Las proteínas son el mayor enemigo si no se toman con moderación; y en algunos casos, el agua se convierte en una fuente de vida para los riñones.


MODIFICACIONES MÁS IMPORTANTES EN LA DIETA

Llevar una dieta es fundamental para los enfermos del riñón. Se trata de poner especial atención a las tablas de alimentos dónde se indica la composición de los alimentos y su contenido en proteínas, grasas, azúcares.

Los alimentos que más hacen trabajar a los riñones para su eliminación son las proteínas que se encuentran, sobre todo, en la carne, el pescado y los huevos. Eso sí, tomadas con moderación resultan vitales.

Las personas que tienen alto el colesterol son más propensas a sufrir un problema renal. En caso de insuficiencia renal, una reducción en el consumo de grasas favorecería a una lenta evolución de la misma. Algo similar ocurre con las personas diabéticas, en las que es fundamental una ingestión limitada de azúcares.

El potasio también puede llegar a ser perjudicial, ya que contiene sustancias que se eliminan mal por el riñón y por tanto se acumulan en la sangre y pueden resultar peligrosas. Estas sustancias aparecen sobre todo en frutas como la naranja, limón y plátano y en los frutos secos.

La hipertensión daña una serie de órganos entre los que se encuentran los riñones. Por tanto, es aconsejable reducir el consumo de sal en las comidas pues en exceso tiende a subir la presión arterial y con ello perjudica a los riñones.


CONSUMO DE AGUA

El riñón es uno de los órganos que más sufre el castigo del actual estilo de vida. Existen muchos factores que producen cálculos renales, piedras, arenillas, etc. y los cólicos nefríticos son muy comunes hoy en día.

Se debe beber mucha agua excepto en aquellos casos en los que por la enfermedad renal se orine poco y se esté muy hinchado. Para que el organismo funcione correctamente se deben tomar dos litros y medio al día.

Un defecto en el consumo de agua favorece la aparición de enfermedades renales y de infecciones urinarias. Por su parte, este alimento contribuye la eliminación de residuos y evita la formación de piedras en el riñón.

Las dietas ricas en grasas y proteínas requieren más líquido para eliminar sus restos metabólicos, ya que estos alimentos contienen menos agua que otros productos. Por eso, si se toman muchos nutrientes de este tipo, es recomendable aumentar el consumo de agua.

El agua, sobre todo la bicarbonatada, es uno de los alimentos más recomendados para evitar este tipo de patología. La razón es que el bicarbonato evita la formación de los cálculos renales de ácido úrico, que son los causantes de los cólicos y demás problemas derivados del mal funcionamiento del riñón. Por lo tanto, los propensos a esa enfermedad, vivirán más tranquilos si beben mucha agua de este tipo.


FRUTAS PARA EL RIÑÓN

La sandía es considerada la fruta del riñón, ya que su jugo ayuda a limpiar los tejidos y la sangre, aunque se debe consumir lo más fresca posible, pues una vez abierta se degenera rápidamente y produce toxinas. Además se trata de una fruta muy diurética.

Al igual que la sandía, son también diuréticas las alcachofas, las uvas y las manzanas. Por eso son recomendables para los enfermos de los riñones y vías urinarias. El apio, por su parte, combate los cálculos y arenillas.


¿QUÉ HACER CON LAS PIEDRITAS?

La alimentación que deben seguir los enfermos de cálculo renal no es la misma, depende en cada caso de la composición de los cálculos, cuyas sustancias pueden ser variadas, y el periodo por el que pase la enfermedad, calma o crisis.

Cuando el enfermo pase por un periodo de crisis, además, del necesario reposo absoluto es necesario que realice ayuno total para contribuir a la disolución de los cálculos. Únicamente debe tomar aguas minerales, zumos de frutas o de zanahoria, preparados diuréticos como la cola de caballo o la ortiga. También les favorece, colocar calor de forma directa en la zona afectada y, si el dolor es insoportable, combatirlo con analgésicos.

En los períodos de calma es bueno que la dieta contenga alimentos crudos como las ensaladas, frutos secos, cereales integrales y frutas. Pero todos estos alimentos tomados con moderación.

Pero independientemente del tipo de cálculo y de la fase en la que se encuentre el enfermo, es fundamental el consumo de agua. El riesgo de padecer un cálculo de riñón disminuye considerablemente si se aumenta la cantidad de líquidos consumida. Es fundamental que beba mucha agua, hasta 3 litros diarios. Lo puede hacer mediante infusiones o zumo de frutas, y debe evitar aquellas que contengan mucho calcio.

SIEMPRE CONSULTA A TU MEDICO, para que mantengas tu cuerpo sano; “Y dijo Dios: He aquí que os he dado toda planta que da semilla, que está sobre toda la tierra, y todo árbol en que hay fruto y que da semilla; os serán para comer” (Génesis 1:29). “He aquí Yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré y les revelaré abundancia de paz y de verdad” (Jeremías 33:6), “¿o ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?” (1 corintios 6:19).

“Gracia y Paz”
Publicado por: Carlos Martínez M.

Fuente: Alimentación Sana.

sábado, 3 de septiembre de 2016

TIEMPOS DE COCCIÓN EN OLLA RÁPIDA DE LOS ALIMENTOS



Tiempos de cocción en olla rápida de los alimentos



LEGUMBRES

Alfalfa: 9 minutos.
Garbanzos: 20 minutos.
Guisantes: 4 minutos.
Habas: 12 minutos.
Judías (frijoles, alubias o habichuelas): 15 minutos.
Judías verdes (ejotes, vainicas o porotos verdes): 7 minutos.
Lentejas: 12 minutos.


VERDURAS Y HORTALIZAS



Acelgas: 2 minutos.
Ajos: 12 minutos.
Alcachofas: 10 minutos.
Berenjenas: 6 minutos.
Brécol: 2 minutos.
Calabacines: 6 minutos.
Calabazas: 7 minutos.
Cardo: 6 minutos.
Cebollas: 10 minutos.
Coles: 6 minutos.
Coliflores: 7 minutos.
Espárragos: 7 minutos.
Espinacas: 3 minutos.
Nabos: 12 minutos.
Patatas (papas): 6 minutos.
Pepinos: 6 minutos.
Pimientos: 5 minutos.
Puerros: 5 minutos.
Rábanos: 12 minutos.
Repollos (berzas): 6 minutos.
Tomates: 6 minutos.
Yucas: 8 minutos.
Zanahorias: 6 minutos.


CEREALES



Arroz: 6 minutos.

FRUTAS



Manzanas: 6 minutos.
Mermelada (albaricoque, melocotón, etc.): 10 minutos.
Peras: 6 minutos.


CARNES



Albóndigas de carne picada: 11 minutos.
Callos: 30 minutos.
Caracoles: 12 minutos.
Codornices: 9 minutos.
Conejo: 12 minutos.
Cordero: 12 minutos.
Pollo y gallina: 16 minutos.
Riñones: 7 minutos.


PESCADOS



Merluza: 5 minutos.
Salmón: 4 minutos.
Trucha: 4 minutos.
Pulpo: 15 minutos.


MARISCOS



Bocas: 2 minutos.
Bogavante: 7 minutos.
Mejillones: 1 minuto.
Buey de mar: 7 minutos.
Camarones: 1 minuto.
Cangrejos: 2 minutos.
Centollos: 7 minutos.
Cigalas: 1,5 minutos.
Gambas: 1 minuto.
Langosta: 9 minutos.
Langostinos: 1 minuto.
Nécoras: 3 minutos.


PASTA



Macarrones: 5 minutos.
Espaguetis: 4 minutos.

Cantidad de agua en olla rápida para cada alimento



LEGUMBRES



1 litro de agua por cada kilo de legumbres, aproximadamente.

VERDURAS



2/3 litro de agua por cada kilo de verduras, aproximadamente.

FRUTAS



1/4 de litro de agua por cada kilo de fruta, aproximadamente.

CARNES



Hasta cubrir por completo.

PESCADOS



Hasta cubrir por completo.

MARISCOS



2 partes de agua por una de marisco.

PASTA



Hasta cubrir completamente.

ARROZ



Hasta cubrir completamente.


Consejos prácticos para usar la olla rápida

· Además del tiempo, de la cantidad de agua, y de la presión seleccionada para la olla rápida, otros factores que intervienen en el proceso de cocción de los alimentos, y que hay que tener en cuenta, son el tipo de agua, el corte o tamaño de las piezas o la dureza de los alimentos.

· La dureza del agua (o sea, el mayor o menos contenido en carbonato cálcico por miligramo), altera el color y la textura de algunas verduras, además del estado de la propia olla. Conviene usar aguas blandas.

· El grado de acidez ideal para el agua de la cocción, es de pH 7 (neutro).

· Los mariscos en general, es preferible cocerlos en olla normal, que en olla rápida, para lo cual habrá que doblar los tiempos indicados en esta tabla, aunque depende del tamaño de las piezas.

· Una vez terminado el proceso de cocción en olla rápida, se recomienda apartar del fuego la olla, abrir la válvula para que ésta suelte el vapor poco a poco, y ponerla debajo de un chorro de agua fría antes de abrirla, para ayudar a liberar presión.

Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de todos

Fuente: cocina.es

viernes, 26 de agosto de 2016

CURA A TRAVÉS DEL AGUA: UN TRATAMIENTO HINDÚ SÚPER EFECTIVO


¿Estómago débil? ¿Articulaciones o piel enferma? ¿Hígado, riñones o pulmones sin salud? ¿Cáncer u otras enfermedades? Si quieres curar, rejuvenecer y reactivar las funciones vitales del cuerpo, prueba una de las curas más antiguas, efectivas y accesibles que hay: la cura con agua.

¿Sabes todo lo que sucede cuando el cuerpo no tiene suficiente agua?
La escases de agua en el cuerpo provoca que las mucosas se sequen, que los jugos digestivos se hagan muy espesos y la digestión lenta y estreñida, la transpiración se vuelve escasa y se acumulan tóxicos, y el sistema nervioso se afecta considerablemente ya que el agua es el primer conductor de electricidad en el cuerpo. Además, el riego sanguíneo se ralentiza (se hace lento), lo que puede provocar un sin número de afecciones como anemia, problemas de corazón, circulación deficiente, varices, problemas de piel, mal aliento, color de piel cetrina, envejecimiento y arrugas, caída de cabello, problemas severos de riñón e hígado, infecciones de todo tipo, etc.

Beber unos sorbos de agua al día no es suficiente. Y tampoco se sustituye el agua natural por café u otras bebidas como alcohol, sodas ni siquiera jugos. ¡Eso equivaldría a lavar la ropa o los trastes con sodas o café! Y es que el agua tiene una cualidad única: lavar. Con el agua lavamos la ropa, los trastes, y nos bañamos. Y sin agua está claro que no crecerían las plantas ni las flores, y el mundo sería un lugar seco y sin vida. SI el cuerpo está enfermo, seco o envejecido, y estancado en alguna función, es que necesita antes que nada que se hidrate de una forma especial.

Agua caliente: empieza por curar estómago e intestinos
Se dice que la salud se fragua en el estómago o intestino. Y es que de una buena digestión y movilización de toxinas depende casi el noventa por ciento de la salud del cuerpo.

El agua caliente ha sido dada como medicina no sólo para lavar el estómago, sino que descongestiona intestinos, disuelve y facilita la expulsión de mucosidades adheridas a las paredes tanto del estómago como del intestino, y cuando se recibe agua caliente se vigorizan las funciones estomacales.

Cura de estómago con agua caliente (en casos de dispepsia, estreñimiento, colitis, gastritis, infecciones e inflamaciones): se debe empezar una rutina tomando agua caliente en ayunas, lo más caliente que se soporte. Se debe beber dos vasos los primeros tres días, y luego aumentar a un litro y a las dos semanas seguir con un litro y medio. El agua caliente puede parecer intolerable para algunos, por lo que se recomienda agregar unas gotas de limón para mejorar un poco su sabor.

En el caso de querer curar artritis y artrosis, o enfermedades articulares, se recomienda agregar una pizca de cloruro de magnesio. Se debe beber a pequeños sorbos, despacio, paladeando bien el agua. Esto puede desesperar a algunos por las prisas de la mañana, por lo que se recomienda levantarse un poco antes o ir bebiendo el agua conforme uno se viste.

Vigoriza el agua: hierve el agua y luego vigorízala volcándola de un vaso al otro hasta que quede a una temperatura soportable. Al volcar el agua de un vaso al otro esta se carga de energía y además acaba de limpiarse.

Nota importante: si tienes insuficiencia renal, se recomienda beber solo un vaso de agua en ayunas, y de preferencia tibia. En el caso de insuficiencia el riñón trabaja con esfuerzo con los líquidos, por lo que beber demasiada agua no es conveniente en este caso. Se recomienda seguir dieta curativa de insuficiencia renal.

Agua fría para curar y vigorizar funciones cardiacas, fiebres, circulación sanguínea: se debe tomar la misma cantidad de agua que en la cura por agua caliente, pero debe ser fría, y vigorizada antes de beber. Al primer vaso se le agregan unas gotas de limón. Luego, se bebe el resto del agua.

Agua tibia para cura de hígado, obesidad, piel, pulmón, etc.: se realiza la misma cura con agua pero se usa agua tibia.


¿Cuánto tiempo hacer la cura?

Prueba a hacerla durante 21 días, luego, bebe solo tres vasos en ayunas de agua diariamente. Para una cura más específica, toma un vaso de infusión de hierbas en ayunas según la enfermedad que tengas. Boldo en caso de hígado, piel, articulaciones, cáncer, etc. Cola de caballo o palo azul en caso de enfermedades renales. Se bebe el vaso y luego el agua pura a la temperatura elegida.

Otras notas importantes:

Si estas saludable y solo deseas mantener la salud, o rejuvenecer cuerpo y vitalizar funciones, bebe solo dos vasos de agua fría en ayunas con unas gotas de limón.

Durante el día debe beberse otro litro de agua, espaciado y dosificado durante el día. Durante la comida no beber sino media tacita de agua tibia con los alimentos.
En el caso de enfermedades crónicas o severas, se recomienda hacer la cura y no consumir ningún producto de procedencia animal durante 21 días.

En el caso de los niños, debe darse sólo un vaso del agua escogida.

Cepillado en seco y agua fría: un complemento para la cura con agua. Otra forma de usar el agua es para lavar el cuerpo por fuera, lo cual es indispensable también para recobrar la salud y juventud del organismo, ya que por la piel se respira, transpira, se regula la temperatura corporal, y se secretan sustancias toxicas y venenosas del organismo. Se recomienda a primera hora de la mañana, cepillar en seco al cuerpo con un cepillo de cerdas naturales, empezando por los tobillos y de ahí hacia arriba, pasando por piernas, estomago, glúteos, espalda y cuello. Una vez que se cepilla el cuerpo, siempre de abajo hacia arriba, se pasa después una toalla mojada con agua fría por todo el cuerpo. El cepillado ayuda a desprender células muertas y otras basurillas acumuladas en la piel, y el agua fría estimula de forma potente el cuerpo, vigorizando de forma grandiosa todas sus funciones, activando la circulación y ayudando a sanar casi todas las enfermedades.


Recuerda… SIEMPRE CONSULTA A TU MEDICO, para que mantengas tu cuerpo sano.

1 Corintios 6:19
"¿O no sabéis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, que está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?"

Jeremías 33:6
“He aquí Yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré y les revelaré abundancia de paz y de verdad”.

“Gracia y Paz”
Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de todos

Fuente: vivir sabiamente

lunes, 8 de agosto de 2016

SI QUIERES BAJAR DE PESO EN UNA SEMANA...


Si quieres bajar de peso en una semana, no hay nada como recurrir a las propiedades del aloe vera (sábila), el limón y la miel de abeja.

Licua la pulpa de un tercio de una penca de aloe vera (sábila) con agua, una cucharadita de miel de abeja y un limón entero (con todo y su cáscara). Con este batido conseguirás eliminar calorías. Tómalo en ayunas y pronto notarás cómo te sientes más ligero porque te estarás deshaciendo de la grasa corporal que te sobra.


Recuerda que este artículo nunca puede ser tomado como una consulta médica o artículo científico. Antes de tomar cualquier acción con respecto a tu cuerpo debes contactar a un profesional de la salud.
 Génesis 1:29
“Y dijo Dios: He aquí que os he dado toda planta que da semilla, que está sobre toda la tierra, y todo árbol en que hay fruto y que da semilla; os serán para comer”.
 Jeremías 33:6
“He aquí Yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré y les revelaré abundancia de paz y de verdad”.

“Gracia y Paz”
Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de todos
Fuente: cocina recetas fáciles


lunes, 1 de agosto de 2016

¡SI QUIERES UNOS DIENTES HERMOSOS Y SALUDABLES, DEBERÍAS ENJUAGARTE LA BOCA CON ESTE TÉ!


Muchos usan el enjuague bucal todos los días como parte de su rutina de higiene oral. Este se utiliza por varias razones: para refrescar el aliento, porque tiene propiedades antibacterianas, y porque ayuda a combatir la inflamación, así como las enfermedades de las encías y las caries. Pero lo que muy pocos saben es que una gran cantidad de enjuagues bucales en el mercado ni siquiera funcionan. ¡De hecho, algunos son perjudiciales para la salud!

Un estudio realizado por la Universidad de Bremen, en Alemania, descubrió que el uso regular de enjuague bucal, más de 3 veces al día, en realidad incrementa el riesgo de padecer cáncer de boca o garganta. Por si fuera poco, resulta que muchos enjuagues bucales contienen ciertos ingredientes que son conocidos por tener efectos negativos en el organismo:

Salicilato de metilo
Ingerir una sola cucharada de este químico puede provocar una grave intoxicación. Una sobredosis puede disminuir la presión sanguínea, causar ceguera y muchos otros problemas de salud.

Alcohol
El alcohol reseca la boca, lo que puede provocar mal aliento. Un estudio publicado en una revista médica australiana también estableció una relación entre el alcohol y el cáncer bucal y tumores de garganta.

Clorhexidina
Este antiséptico es usado regularmente en odontología para contraer los vasos sanguíneos. Sin embargo, un estudio publicado en la revista médica "Free Radical Biology and Medicine" (Biología y Medicina de Radicales Libres) descubrió que el enjuague bucal con clorhexidina podría incrementar la presión sanguínea y causar serias enfermedades de corazón. Estos efectos negativos pueden surgir después de usarlo frecuentemente solo dos veces al día.

Metilparabeno
Los parabenos, presentes también en muchos desodorantes y productos cosméticos, han sido relacionados con el cáncer de pecho en diferentes investigaciones.

Hexetidina
Un contacto prolongado con este antiséptico, común en muchos enjuagues bucales, puede causar desórdenes neurológicos.

En resumen: no se recomienda usar enjuague bucal todos los días. ¡Pero existen alternativas naturales que están libres de todos estos efectos secundarios tan negativos y que pueden mantener tu boca igual de limpia!

Algunos investigadores han demostrado que ciertos alimentos favorecen la higiene oral de forma natural. Dichos científicos pidieron a un grupo experimental con enfermedades en las encías que siguiera una dieta especial. Los participantes comieron grandes cantidades de frutas, patatas, productos de harina integral, frijoles, lentejas, guisantes y muchos tubérculos mientras mantenían su rutina normal de cepillado de dientes. ¡El estudio descubrió que una dieta saludable conduce a una mejor salud oral!

Asimismo, descubrieron que enjuagar la boca con té verde durante 10 minutos reduce el número de las bacterias responsables del sarro. El estudio demostró que en realidad el té verde es más efectivo que la clorhexidina que contienen los enjuagues bucales del mercado.

Al enjuagarte la boca con té verde y seguir una dieta rica en frutas y verduras, no solo evitas los perjudiciales químicos de los enjuagues comerciales, sino que también incorporas a tu vida cotidiana sencillos hábitos de salud. 


Jeremías 33:6
“He aquí Yo les traeré sanidad y medicina; y los curaré y les revelaré abundancia de paz y de verdad”.

“Gracia y Paz”
Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de todos

Fuente: No lo Creo

miércoles, 27 de julio de 2016

ESTA ES LA RAZÓN POR LA CUAL NO DEBES USAR HISOPOS PARA LIMPIAR TUS OIDOS


Esta es la razón por la cual NO debes usar hisopos para limpiar tus OIDOS

Durante años nuestras madres nos han enseñado a que debemos limpiar nuestras orejas regularmente utilizando un hisopo o cotonete. Aquí te mostramos por qué tienes que dejar esta práctica inmediatamente si no quieres arruinar la salud de tus oídos.


¿Qué son los hisopos?

Un hisopo o cotonete es un instrumento utilizado para recoger muestras, para su posterior estudio, normalmente en medicina se usa para saber qué germen afecta a una infección. Tiene forma de bastoncillo acabado en una punta de algodón. Otro tipo de hisopo es el que se utiliza para la limpieza del conducto auditivo.


¿Qué dicen los médicos?

Los otorrinolaringólogos indican que bajo ningún punto de vista utilicemos hisopos para limpiar nuestras orejas. ¿Por qué? Es que al insertar un hisopo en el oído no hacemos mas que empujar la cera hacia adentro. Esto hace que, además de crear un tapón auditivo, con el tiempo seamos propensos a infecciones y enfermedades auditivas como otitis, laberintitis, entre otras. Además, la membrana timpática puede romperse si realizas un mal movimiento. Ten en cuenta que cuanto más toques tus oídos más estimulas a las glándulas para que produzcan cera.


¿Para qué sirve la cera de los oídos?

El oído es un órgano que tiene la particularidad de limpiarse a sí mismo. Posee unas glándulas llamadas ceruminosas que producen el cerumen. Esta sustancia no sólo lubrica el conducto auditivo externo sino que también lo mantiene perfectamente limpio. Además, el oído cuenta con cilias, unos vellos muy particulares que al moverse hacia afuera van empujando todas las partículas extrañas que provienen del exterior. El cerumen junto con la producción de lubricante y la presencia de vello, protege nuestros oídos. Cuando se generan cantidades excesivas de cerumen debe consultarse a un especialista, no debes introducir ningún elemento dentro de tus oídos para quitar el cerumen.

Ahora ya lo sabes, NUNCA utilices hisopos para limpiar el interior de tus oídos. Pero sí los puedes usar para limpiar la superficie exterior de tu oreja ya que en sus pliegues del cartílago se suele acumular suciedad.


Recuerda que este artículo nunca puede ser tomado como una consulta médica o artículo científico. Antes de tomar cualquier acción con respecto a tu cuerpo debes contactar a un profesional de la salud.

“Gracia y Paz”
Carlos Martínez M_La Buena Salud al alcance de todos
Fuente: Ehow en español
Escrito por Estefanía Mac